septiembre 29, 2022

CORSA Online

Información sobre Argentina. Seleccione los temas sobre los que desea obtener más información en Corsa Online

Argentina y su nuevo partido evangélico

Cuando George Mario Percoglio fue elegido nuevo Papa en Roma en marzo de 2013, el gobierno de izquierda de la presidenta Christina Kirschner (2007-2015) respondió rápidamente. Hasta entonces, Kirschner había sido visto como un crítico del bochornoso arzobispo de Buenos Aires, pero el populista de izquierda reconoció rápidamente las posibilidades de una buena relación con el primer Papa de Argentina y América Latina. Al día siguiente, ayudantes muy trabajadores pegaron carteles en la capital que decían que el Papa era peronista. Entonces Kirschner es también un representante del movimiento político que se siente parte de él. Desde entonces, Kirschner ha buscado el contacto directo con el Papa, a quien antes había evitado en gran medida, y la relación ha mejorado significativamente.

Asistencia significativa de iglesias evangélicas

La Iglesia católica anticonservadora se comportó con inquietud, creyendo que estaba de su lado. Mientras tanto, el mantel entre los conservadores argentinos y el papa Francisco estaba muy cortado. A ello contribuyeron las dos cálidas bienvenidas de Francisco al sucesor conservador de Kirschner, Mauricio Macri (2015-2019). Durante la campaña electoral de 2019, el clero católico de los pobres, que conocía bien al Papa, apoyó públicamente al candidato de izquierda Alberto Fernández, quien claramente ganó las elecciones y nombró vicepresidente a Kirschner.

Algunos católicos conservadores, no solo en Argentina sino en toda América Latina, se han sentido políticamente desamparados desde el cambio de orientación política de la iglesia en la región. No aceptan la abierta simpatía del Papa por los gobiernos de izquierda y los políticos de izquierda allí, y piden una postura más clara sobre las dictaduras de izquierda. Esta es una de las razones por las que ha habido un aumento significativo en el número de iglesias evangélicas conservadoras en América Latina en los últimos años; Especialmente en el vecino Brasil, el presidente derechista Jair Messi Bolsanaro se está aprovechando de esta proximidad.

READ  Desastre: Incendio en Argentina: Gobernador busca ayuda de EE.UU.

nueva fiesta

En esta situación mixta, los evangélicos y los laicos de las iglesias pentecostales ahora quieren establecer un nuevo partido en la patria del Papa en todas partes. Esto se llama UNO (Una nueva Oportunidad – una nueva oportunidad). Quiere reunir a aquellas fuerzas sociales que toman la posición archiconservadora que los fundadores creen compartida por la mayoría de la gente. De estos, el hecho de que el matrimonio entre personas del mismo sexo y el aborto no estén permitidos explícitamente ha sido legalizado y liberalizado en los últimos años después de un intenso debate social. “Los políticos tradicionales han fracasado y un grupo de evangélicos ha sentido la necesidad de involucrarse políticamente”, dijo el líder del partido y pastor Walter Keon al Diario Conservador Clarín, que tradicionalmente ha estado cerca del campo de Macri.

Desde una perspectiva política, será interesante ver si el campo alrededor de Macri, que ahora vuelve a la oposición, responde al progreso de la ONU. Kyon expresó su esperanza de que el nuevo partido pueda ganar escaños parlamentarios nacionales en las próximas elecciones. Además, ya están estructuralmente bien establecidos en las 14 provincias de Argentina. Especialmente en Buenos Aires y Santa Fe, los representantes de los partidos esperan buenos resultados electorales. Se estima que el número de cristianos evangélicos en Argentina no ha aumentado de forma espectacular en los últimos años, sino que ha aumentado paulatinamente hasta los cinco millones, una proporción significativa de los ya 45 millones de ciudadanos.

Francisco, que no regresó al país tras su elección papal, ascendió esta semana a otro confidente cercano de Kirschner. Según “La Nación”, el abogado y activista social Juan Grabois ahora asesorará al Vaticano sobre desarrollo humano integral, el “ministerio” del Papa. Grobois sirvió anteriormente en la Comisión de Justicia y Paz del Vaticano y fue uno de los partidarios más acérrimos de Fernández durante la campaña electoral de 2019.

READ  Brasil y Argentina completaron las semifinales soñadas