abril 23, 2024

CORSA Online

Información sobre Argentina. Seleccione los temas sobre los que desea obtener más información en Corsa Online

Comer contra la inflamación: Alimentos antiinflamatorios

Comer contra la inflamación: Alimentos antiinflamatorios

14 de marzo de 2024 a las 12:23

Una dieta antiinflamatoria puede aliviar el dolor crónico. Esto también lo confirman los primeros resultados del estudio actual realizado por la Universidad de Salud SRH de Gera. Echamos un vistazo al efecto de la dieta sobre la inflamación en el cuerpo. También ofrecemos alimentos antiinflamatorios con recetas adecuadas.

Por Jana Olsen Lo principal es estar sano

Los primeros resultados del estudio actual realizado por la Universidad de Salud SRH de Gera sobre nutrición antiinflamatoria y dolor crónico indican la importancia de la nutrición en el tratamiento. “El proyecto se lleva a cabo en colaboración con el Departamento de Terapia Interdisciplinaria del Dolor de la Clínica Zeitz. Los pacientes han demostrado una reducción de la sensación de dolor gracias a un programa integral que también incluye terapia nutricional”, afirma la profesora Dorothea Porteus, directora de la Cátedra de Terapia Nutricional en la Clínica Zeitz. Jira dirige. Sin embargo, el estudio también mostró que se necesitan más mejoras en la terapia nutricional, especialmente con los alimentos antiinflamatorios.

Factores inflamatorios: salchichas, azúcar y trigo.

Pero, ¿qué son los alimentos antiinflamatorios y qué desencadena la inflamación? “Muchos de nuestros productos alimenticios contienen grasas malas o inflamatorias, azúcares ocultos y son relativamente bajos en nutrientes, lo que en general aviva las llamas de la inflamación”, señala la profesora Dorothea Porteous.

Las principales causas de inflamación incluyen alimentos altamente procesados ​​como salchichas, comida rápida o productos de harina blanca. A menudo contienen conservantes y aditivos que también aceleran el desarrollo de procesos inflamatorios. También hay que tener cuidado con los alimentos supuestamente saludables. “Aunque cada vez más productos contienen la palabra 'orgánico' o 'vegano', todavía están altamente procesados ​​y contienen muchas sustancias inflamatorias”, dice Porteous. Por eso siempre recomienda prestar atención a los pequeños detalles.

La grasa del vientre promueve la inflamación.

Además, demasiada grasa abdominal favorece los procesos inflamatorios. La llamada grasa visceral forma sustancias mensajeras nocivas especiales que favorecen la inflamación en el cuerpo. Si tiene sobrepeso, también puede aliviar su dolor perdiendo peso.

Medicamentos antiinflamatorios: frutas, verduras y frutos secos.

Una dieta vegetariana rica en verduras, frutas, legumbres y frutos secos tiene un efecto especialmente antiinflamatorio. Contienen suficientes antioxidantes y grasas saludables. Además, los alimentos de origen vegetal y fermentados promueven una mayor diversidad de microorganismos intestinales. “El microbioma intestinal desempeña un papel clave en los procesos inflamatorios. Esto no se sabía desde hace mucho tiempo”, afirma Porteous. Cualquiera que lleve una dieta rica en fibra no sólo protege la mucosa intestinal sino que también protege su cuerpo de infecciones.

Los ácidos grasos omega-3 son antiinflamatorios.

Una dieta antiinflamatoria también incluye ácidos grasos omega-3. El cuerpo no puede producir estos elementos por sí mismo. Pero lo necesita para innumerables trabajos. Por ejemplo, los ácidos grasos omega-3 abundan en pescados marinos grasos como el arenque, la caballa y el salmón, así como en aceites vegetales como el aceite de linaza o el aceite de colza.

El nutricionista Dr. Matthias Riedel también utiliza este potencial antiinflamatorio en su consulta: “Los ácidos grasos omega 3 tienen un efecto excelente en la regulación de la inflamación. Por eso los utilizamos especialmente en todas las enfermedades inflamatorias, como por ejemplo el reumatismo. Esto ocurre casi con regularidad. La inflamación se reduce hasta tal punto que estas personas ya no necesitan medicamentos para el reumatismo o están mucho menos asintomáticos.

¿Cápsulas de aceite de pescado contra las infecciones?

El índice de omega-3 en el cuerpo se puede medir mediante un análisis de sangre. “Entre los pacientes que vienen a nuestro centro con una enfermedad inflamatoria, veo que sus niveles son muy bajos en casi todos. La deficiencia de omega-3 también puede ser una causa que contribuya a esta enfermedad inflamatoria. La razón: podemos trabajar con “No podemos seguir una dieta normal”, explica Matthias Riedel. Este aporte de ácidos grasos omega 3 no se puede alcanzar”. En estos casos confirmados de deficiencia, se puede recurrir a productos complementarios, como por ejemplo cápsulas de aceite de pescado.

La nutricionista Dorothea Porteous va más allá y recomienda aceite de pescado o cápsulas como medida preventiva: “Uno o dos gramos al día para los adultos es una buena forma de prevenir enfermedades inflamatorias”.

Recetas con alimentos antiinflamatorios

Los alimentos antiinflamatorios se pueden incorporar a la dieta de varias formas. Ofrecemos algunas recetas para inspirarse.

Untable de zanahorias

En lugar de salchichas, ¿qué tal un delicioso plato vegetariano? Las lentejas rojas, las zanahorias y la cúrcuma aportan una gran cantidad de sustancias vegetales antiinflamatorias, fibra y proteínas.


¡La crema para untar es excelente como salsa de verduras o sobre pan!
Crédito de la foto: MDR/Jana Olsen

Ingredientes (para dos personas):

  • 60 gramos de lentejas rojas
  • 1 zanahoria (unos 45 g)
  • ½ cebolla pequeña
  • 1 cucharadita de aceite de oliva
  • 175 ml de caldo de verduras
  • 1 cucharadita de curry en polvo
  • ¾ cucharadita de cúrcuma molida
  • ¼ cucharadita de comino molido
  • Una cucharadita de jugo de limón
  • Sal pimienta

preparar:

  • Lavar bien las lentejas en un colador y luego escurrirlas. Lavar la zanahoria, limpiarla y rallarla grueso. Pela la cebolla y córtala en cubos finos.
  • Calienta el aceite en una olla, sofríe los cubitos de cebolla a fuego medio, luego agrega las zanahorias ralladas y cocina todo por un minuto.
  • Agrega las lentejas, el caldo, el curry en polvo, la cúrcuma y el comino. Lleva todo a ebullición de una vez.
  • Luego tapar y dejar a fuego lento unos diez minutos.
  • Revuelva la mezcla hasta que quede suave con una cuchara o haga puré con una batidora de mano. Agrega jugo de limón y un poco de agua si es necesario.
  • Sazone la grasa con sal, pimienta y hierbas frescas si lo desea.

Más recetas con alimentos antiinflamatorios

MDR (jvo) Publicado por primera vez el 30 de agosto de 2023.

Este tema en el programa:Televisión MDR | Lo principal es saludable. 31 de agosto de 2023 | 21:00