julio 18, 2024

CORSA Online

Información sobre Argentina. Seleccione los temas sobre los que desea obtener más información en Corsa Online

El telescopio James Webb revela el secreto de una estrella: “Nos quedamos boquiabiertos”

El telescopio James Webb revela el secreto de una estrella: “Nos quedamos boquiabiertos”
  1. Página principal
  2. sepamos

el presiona

Izquierda: La región de formación estelar Rho Ophiuchi, fotografiada con el telescopio espacial Spitzer de la NASA. En el medio se encuentra la zona WL20. Derecha: Impresión artística del sistema estelar binario WL20S, rodeado de discos de polvo y chorros. © EE.UU. NSF/NSF NRAO/B. Saxton. NASA/JPL-Caltech/Harvard-Smithsonian CfA

Décadas de búsqueda y luego una sorpresa: la estrella WL 20S no es sólo una estrella. Una feliz coincidencia con resultados inesperados.

WASHINGTON, D.C. – El cúmulo estelar WL 20, que también incluye la estrella WL 20S, ha sido objeto de intensos estudios utilizando al menos cinco telescopios desde la década de 1970. “Después de estudiar esta fuente durante décadas, pensábamos que la conocíamos bastante bien”, explica Mary Barsoni, autora principal de un nuevo estudio sobre WL 20S. Pero el ojo atento del Telescopio Espacial James Webb (JWST) ha demostrado a los investigadores que esto no es cierto.

El instrumento JWST MIRI observó la estrella WL 20S en la región del infrarrojo cercano e hizo un descubrimiento sorprendente: no se trata de una sola estrella, sino de un sistema estelar binario que se formó hace entre dos y cuatro millones de años. Barsone recuerda en la NASA-aviso“Nos quedamos boquiabiertos”. Y añade: “Si no fuera por MIRI no habríamos sabido que eran dos estrellas. Esto es realmente asombroso. Es como tener ojos completamente nuevos”.

El telescopio hace un descubrimiento sorprendente: “Lo que descubrimos fue absolutamente salvaje”

Los resultados fueron anunciados el 12 de junio en la 244ª reunión del comité. Sociedad Astronómica Americana regalos. Parsoni explica en uno aviso a Observatorio Nacional de Radioastronomía: “Lo que descubrimos fue absolutamente salvaje”. Y continúa: “Conocemos el sistema estelar WL 20 desde hace mucho tiempo. “Pero lo que notamos fue que una de las estrellas de este sistema parecía mucho más joven que las demás”.

READ  Embarazo: análisis de sangre muestra riesgo de preeclampsia

Observaciones adicionales realizadas por el telescopio ALMA en Chile confirmaron este descubrimiento. “Utilizando MIRI y ALMA, vimos que esta estrella era en realidad dos estrellas una al lado de la otra”, explica Parsoni. Cada una de estas estrellas estaba rodeada por un disco, y cada disco emitía rayos paralelos al otro”. Los discos de gas y polvo alrededor de las estrellas podrían indicar la formación de planetas en estos discos.

Dos importantes telescopios están haciendo importantes descubrimientos en el espacio

Mike Ressler, coautor del estudio, destaca la importancia de los dos telescopios: “El poder de estos dos telescopios juntos es realmente increíble. Si no hubiéramos visto que había dos estrellas, los resultados de ALMA habrían parecido una sola. Disco con un hueco en el medio, en cambio, ahora tenemos datos de una nueva película sobre dos estrellas que atraviesan una etapa crítica en sus vidas.

Este descubrimiento fue una gran coincidencia, explica Ressler. Así que todavía tenía algo de tiempo para observar con el telescopio espacial James Webb y decidió observar WL 20, un sistema estelar que había estado estudiando durante casi 30 años. “Tuvimos mucha suerte con lo que encontramos y los resultados fueron sorprendentes”.

El telescopio espacial James Webb puede detectar luz infrarroja incluso a través de nubes de polvo

WL 20 está ubicado en la bien estudiada región de formación de estrellas Rho Ophiuchi, a unos 400 años luz de la Tierra. La región está rodeada de densas nubes de gas y polvo que bloquean la mayor parte de la luz visible. Sin embargo, el telescopio espacial James Webb puede detectar la luz infrarroja que penetra estas capas. MIRI, que detecta las longitudes de onda infrarrojas más largas de todos los instrumentos a bordo del telescopio, es especialmente adecuado para observar regiones oscuras de formación de estrellas como WL 20.

Las ondas de radio, que también pueden atravesar el polvo, tienen propiedades diferentes a las de la luz infrarroja. Los discos de gas y polvo alrededor de las dos estrellas de WL 20S emiten luz en un rango que los astrónomos llaman submilimétrico. Estas longitudes de onda también penetran las nubes de gas circundantes y han sido observadas por ALMA.

ALMA también puede observar nubes de material residual alrededor de estrellas jóvenes. Estas nubes están formadas por moléculas enteras, como el monóxido de carbono, que emiten luz en estas longitudes de onda más largas. La ausencia de estas nubes en las observaciones de ALMA indica que las estrellas han pasado la etapa inicial de formación. “Es sorprendente que esta región todavía tenga tanto que aprender sobre el ciclo de vida de las estrellas”, añade Ressler. Estoy emocionado de ver lo que revela “Webb”. (factura impaga)